La tecnología es el conjunto de conocimientos y métodos que se aplican para conseguir un objetivo o resolver un problema. La tecnología nació de la necesidad del hombre de mejorar su calidad de vida, incluyendo estos conocimientos y métodos de forma ordenada para satisfacer alguna necesidad del mismo.

Su nombre viene de dos palabras griegas. La primera “tekne” que se refiere a la palabra arte y “logia” que se refiere a la destreza que se obtiene sobre algo.

Por lo tanto, sería el arte de las destrezas y habilidades que se emplean para conseguir un objetivo en específico.

Origen e historia de la tecnología

Como ya mencionamos, el ser humano siempre se ha visto en la necesidad de buscar herramientas y métodos que mejoren su calidad de vida. Para ello, ha inventado a lo largo de la historia distintos aparatos que han causado impacto en cada época. Por lo tanto, la tecnología se puede evidenciar desde la prehistoria.

Una de las herramientas más antiguas que el hombre utilizó para cubrir una necesidad fue el uso de rocas para crear y controlar el fuego. Luego de ello, también nació el invento de la rueda para poder trasladarnos y así sucesivamente.

Hoy en día la tecnología se asocia mucho con todos los aparatos electrónicos. Sin embargo, si nos vamos a la definición, cualquier herramienta y/o conocimiento que facilite y mejore la calidad de vida del ser humano forma parte de la tecnología.

Por lo tanto, podemos decir que la tecnología abarca mucho más allá. Inclusive, se ha clasificado en varios tipos que mencionaremos más adelante.

¿Para qué sirve la tecnología?

Como se mencionó anteriormente, la tecnología sirve para mejorar la calidad de vida. Esto incluye todas las áreas: economía, salud, educación, emocional, mental y cualquier aspecto igual de fundamental.

Por ejemplo, en el área de salud se ha implementado el uso de estas herramientas para crear los mejores equipos para asistir cirugías, consultas, tratamientos y todo lo relacionado con este ámbito.

De igual forma, la tecnología no solo se refiere a los objetos tangibles. Para el área educacional, se toma en cuenta como tecnología a todos aquellos métodos de estudio que tienen la finalidad de dar solución a alguna problemática en particular.

Tipos de tecnología

Una vez que se definió la principal funcionalidad de la tecnología, es importante mencionar los tipos de tecnología que existen.

Como ya dijimos, la tecnología no solo es tangible. Por esa razón, podemos clasificarla en dos tipos:

  • Tecnología blanda. Son todos aquellos métodos y herramientas intangibles que tienen la finalidad de buscar la solución a algún problema o ir tras un objetivo. Un ejemplo de este tipo de tecnología puede ser un software para administrar los empleados de una empresa o también puede ser la metodología SCRUM empleada para gestionar proyectos con mayor eficacia.
  • Tecnología dura. Son todas aquellas herramientas tangibles que se usan para un objetivo en específico. Un ejemplo puede ser el automóvil o un ordenador.

A su vez, las tecnologías duras pueden clasificarse de igual forma en dos tipos. Estos serían los siguientes:

  • Tecnología flexible. Es aquella que puede ser utilizada en diversas áreas y que a su vez pueden cambiar a un producto diferente del cual se desarrolló. Un ejemplo muy claro son las cámaras, ya que se pueden usar en diversas áreas, desde la educación hasta el entretenimiento. De igual forma, han sido incorporadas junto a otros productos como lo son los smartphones.
  • Tecnología fija. Estas tecnologías no suelen evolucionar con el paso del tiempo y solo se usan para un área en específico. Un ejemplo son las máquinas que se usan para la minería.

Ventajas y desventajas de la tecnología

De acuerdo a todo lo que hemos descrito, las tecnologías tienen numerosas ventajas. Y es que, el concepto de tecnología surgió a partir de la solución a una problemática y/o cumplimiento de un objetivo. Por lo tanto, son innumerables todas las ventajas que surgen a partir del concepto. Sin embargo, podemos mencionar las más destacadas:

Ventajas de la tecnología

  • Acceso a la información. Hoy en día podemos consultar cualquier información desde cualquier lugar del mundo. El fácil acceso permite que cualquier dato que necesitemos se consiga en cuestión de segundos, siendo esta una de sus principales ventajas en el mundo actual.
  • Productividad. Gracias a la automatización de muchos procesos, la productividad se vio aumentada en gran medida. Es por eso, que constantemente se evalúan y analizan nuevos métodos para la creación de nuevas herramientas que incrementen el rendimiento del ser humano.
  • Avances en la ciencia. Es preciso mencionar que la implementación de estas técnicas y herramientas han facilitado a los investigadores, quienes han descubierto información de vital importancia, así como se han dado grandes avances que han beneficiado áreas esenciales como la medicina.

Desventajas de la tecnología

Así como existen las ventajas, tenemos que la tecnología puede presentar algunas desventajas. Estas serían:

  • Medioambiente. Esta es una desventaja que se ha evaluado con el paso de los años. Sin embargo, al ser un problema que ya tiene tiempo estudiándose, se han implementado nuevas tecnologías que lo solucionen.
  • Problemas psicológicos. El incremento del uso de las redes sociales, ha ocasionado que muchas personas se sumerjan en dicho mundo y muchas veces lo confundan con el mundo real, creando muchos problemas como la baja autoestima, el aislamiento, entre otros.
  • Sedentarismo. Al automatizar los procesos, muchas actividades que el ser humano realizaba, quedaron reemplazadas por las máquinas, dando paso al sedentarismo que afecta por completo su salud.

Ejemplos de tecnología

En conclusión, la tecnología ha estado desde hace muchos años. Hoy en día se suele comparar mucho con todos aquellos aparatos electrónicos que se conectan a internet. Sin embargo, la tecnología va mucho más allá, siendo parte también de herramientas intangibles que se caracterizan por cubrir una necesidad en específico.

Estos son algunos ejemplos de las tecnologías:

Como puedes ver, son muchos los ejemplos que se pueden nombrar, demostrándonos como la tecnología se está expandiendo cada vez más, llegando a diversas áreas de estudio que forman parte de nuestro día a día.

Scarlet Pedroza